Cuando llega el buen tiempo apetece disfrutar más de las actividades al aire libre y coger la bicicleta es una de las opciones más saludables y divertidas como alternativa al transporte en ciudad o como forma de disfrutar del tiempo libre, la naturaleza y el deporte.

Tanto si somos ciclistas habituales como si pedaleamos de forma más esporádica, es interesante preguntarse qué podría pasar si pinchamos una rueda en carretera o si dormimos tranquilos dejando la bici aparcada en la puerta de casa mientras los amigos de lo ajeno pasean tranquilamente por la calle. Un seguro de indemnización en caso de robo ayudaría a conciliar el sueño con más tranquilidad en estos casos.

Además, es raro el verano en el que las noticias no se hacen eco de algún ciclista atropellado en carretera y este incremento de la siniestralidad ha propiciado que la Administración modifique el Reglamento General de Circulación. Aunque no es obligatorio por normativa, resulta muy recomendable y tranquilizador saber que contamos con una cobertura que nos ampare como ciclistas y nos proteja en caso de accidente. Por no hablar de los daños que podamos ocasionar a terceros o si la maquinaria resulta perjudicada en caso de ocurrir un incidente no deseado.

Los siniestros de tráfico son el más grave de los trastornos que pueden ocurrir, pero existe la posibilidad de sufrir una avería lejos de casa, que podría solventarse con comodidad gracias a una cobertura de asistencia en carretera o de responsabilidad civil en caso de golpear a un peatón o a otro ciclista. Un seguro de defensa y reclamación de daños sería muy útil para garantizar los gastos de reclamación a un tercero en el caso de que fuera éste y no el ciclista el que hubiera causado algún daño al asegurado o a su bicicleta. Para esto, lo mejor es consultar con nuestro corredor y analizar las mejores opciones para que en nuestro paseo en bicicleta vaya todo sobre ruedas.

LAS BICICLETAS SON PARA EL VERANO
Share on facebook
Share on twitter
Share on google
Share on linkedin

Contacta con nosotros en nuestras oficinas de Torrelavega, Cabezón de la Sal o Los Corrales de Buelna

Visítanos o contáctanos por email o por teléfono. Si lo prefieres, escríbenos una solicitud y nosotros te llamaremos.

Localiza nuestras oficinas centrales y sucursales.

Más de 25 años velando por tu seguridad

Teléfono de Atención al cliente:

Responderemos a tus cuestiones lo antes posible

En cumplimiento del RGPD, le informamos de que sus datos personales, recabados a través de la web, mediante formularios o enlaces al correo electrónico, serán tratados con las finalidades de: gestión de clientes, clientes potenciales, contactos y acciones de comunicación comercial, tramitar encargos, solicitudes o cualquier tipo de petición que sea realizada por el usuario a través de cualquiera de las formas de contacto que se ponen a disposición del usuario en el sitio web de la compañía, pudiendo ser alojados en los ficheros correspondientes. Por último, le informamos que sus datos serán conservados en los ficheros de nuestra empresa con el fin de realizar un seguimiento comercial y mantenerle informado (sobre los servicios y productos que le puedan ser de su interés) por correo postal, telefónicamente o mediante otro cualquier medio electrónico que nos haya usted facilitado. Los datos no se cederán a terceros. Usted presta su consentimiento expreso y autoriza a que sus datos sean tratados por SEGURVILLEGAS, S.L. Para poder ejercitar los derechos, que como titular de sus datos personales le contempla la Ley, de acceso, rectificación, cancelación y supresión, puede dirigirse por escrito, acreditando debidamente su persona mediante fotocopia del D.N.I. a segurvillegas@segurvillegas.com